martes, diciembre 05, 2006

Nulla poena sine probatione


En su primer discurso luego de la toma de protesta como titular del Poder Ejecutivo Federal, Felipe Calderón Hinojosa nos dijo a quienes votamos por otros y a quienes no votaron: "les pido que me permitan ganarme con hechos su confianza". Hoy ha encerrado a opositores políticos, defensores de derechos humanos y pobladores de Oaxaca. No hay pruebas específicas contra ellos de los delitos de los que se les acusa, hay imputaciones vagas, políticas. Señor abogado: en derecho penal Nulla poena sine probatione. Si las libertades de expresión, de manifestación y de participación política han sido suprimidas de facto en México dilo ya, Calderón.

1 comentario:

solecillo dijo...

a ver si ora sí. he escrito varios, pero ninguno a funcionado